side-area-logo

No usar gafas de sol aumenta el riesgo de sufrir envejecimiento de la retina o cataratas

No usar gafas de sol aumenta el riesgo de sufrir envejecimiento de la retina o cataratas

Te recomendamos proteger los ojos ante los rayos UV y seguir un estilo de vida saludable para prevenir problemas como el envejecimiento de la retina o las cataratas derivados de la sobreexposición solar.

Por ello, es aconsejable adoptar unos cuidados durante el verano para prevenir estos problemas, como usar unas gafas de sol adecuadas, sobre todo en los niños, ya que en los primeros años de la vida el cristalino es más transparente y la radiación incide más en la retina. Además, antes de los 18 años, al menos ya ha recibido el 80 por ciento de toda la radiación que recibirá a lo largo de toda su vida.

Este equipamiento óptico no debe entenderse únicamente como un elemento decorativo, sino que debe realizar la función para la que se ha diseñado, proteger al ojo de la radiación UV. En este sentido, el Libro Blanco de la Salud Visual en España, de FEDAO, desaconseja comprar gafas de sol en canales no regulados como el ‘top manta’, ya que más del 30 por ciento no están reguladas.

Es recomendable escoger un filtro solar y un tipo de gafas concretas en función de las necesidades y las actividades que se vaya a realizar, por ejemplo, existen en el mercado gafas de sol graduadas, lentes de contacto, gafas de sol deportivas, de montaña, etc. Hay que verificar la calidad del filtro y adquirir las gafas en la óptica, evitando puestos de la calle.

Existen 5 tipos de filtros, desde el 0 para pasear por la ciudad en días de otoño, hasta el 4, para ir a la nieve o a la montaña, pero peligrosas para conducir. En este caso, es recomendable usar gafas de sol polarizadas que permiten reducir la distancia de frenada en hasta 7 metros. A los usuarios de lentillas se les aconseja complementarlas con unas gafas de sol para conseguir una protección total mientras se conduce por carretera.

Estilo de vida saludable
Una alimentación sana y equilibrada ayuda a mantener sanos los ojos, mejoran su protección, los fortalecen y evitan el desarrollo prematuro de enfermedades como las cataratas. De hecho, se recomienda consumir vitamina E, presente en frutos secos o rojos, y la vitamina A, en frutas, verduras y hortalizas.

Por otro lado, los ojos se debilitan si se exponen demasiado al sol sin protección, desarrollando cataratas, DMAE y otros problemas en la retina, por lo que es necesario cuidado los ojos en todas las estaciones del año.

Comments